Recetas Caseras

Descubrí recetas saladas y dulces con chocolate

Conocé unas cuantas ideas para usar el chocolate en los platos más ricos

Dos brownies sobre un plato blanco, una de las recetas con chocolate más famosas.

En Recetas Nestlé® exploramos el potencial que tiene este alimento en la cocina

La gran mayoría de recetas con chocolate que la gente conoce son dulces, pero este es un alimento que va más allá de los postres. Por eso vamos a explorar algunas ideas para usarlo en platos salados, sin dejar a un lado las famosas preparaciones de repostería, teniendo en cuenta que se puede aprovechar en distintas presentaciones. 

¿CÓMO SE PUEDE USAR EL CHOCOLATE AL COCINAR? 

Aunque lo más común es comprarlo en tabletas, un clásico para un pequeño postre después de almuerzo, a partir de esta presentación podemos sacarle todo el provecho y usarlo de distintas formas.  

Sin embargo, no nos vamos a limitar a lo que se puede hacer con una tableta de chocolate, pues hay otros formatos en los que lo podemos conseguir y, de igual manera, usarlo en nuestras preparaciones. 

Por eso, antes de hablar de algunas recetas con chocolate, queremos explorar la variedad de presentaciones en las que lo podemos encontrar. 

Tres recetas con chocolate: una mousse, derretido y para untar. 
  • Derretido: entre los fanáticos de la repostería esta es una de las formas más comunes de sacarle provecho al chocolate. Se puede hacer con dos métodos. El mejor es al baño María, pues corremos menos riesgos de que se queme, en especial cuando lo comparamos con el microondas. Si queremos fundirlo en este electrodoméstico, tenemos que hacerlo con tiempos cortos (que no superen los 20 segundos) y revolver constantemente. 

  • Rallado: perfecto para decorar un postre, como unos muffins, una torta o un helado. Esos trozos diminutos suelen llamar la atención porque, además de verse muy bien, es un sello de sabor de que estamos ante una preparación con un delicioso chocolate. 

  • En chips: este es uno de los ejemplos que no podemos hacer fácilmente con una tableta en casa, por eso es una buena idea comprar los chips. Tienen una textura más sólida y firme en comparación a las ralladuras, pero su uso puede ser similar. Son estupendos para decorar y van de maravilla en unas galletas. 

  • En polvo: la forma más común de preparar el chocolate en polvo es en una bebida, pues simplemente se mezcla en un vaso de leche que podemos tomar al desayuno o con un snack. Otra opción es añadirlo a un batido para que aporte sabor. 

Chocolate en polvo, derretido y tableta, presentaciones para usar en recetas. 
  • En tabletas: es la base de algunos de estos ejemplos y, sin ninguna duda, la presentación más popular de todas. Se puede comer solo, rallar, derretir y mezclar con otros ingredientes para crear juegos de sabores y texturas. 

  • Untables: en términos de textura, hay un punto en el que no son muy distintos al chocolate derretido. Sin embargo, sus usos varían. Mientras que los untables suelen comerse con pan y pequeños snacks, cuando lo derretimos se aprovecha en platos más grandes, como unos brownies o una fondue. A pesar de esto, hay casos en los que se puede sustituir el uno por el otros sin ningún problema. 

  • Virutas: aunque sirven para decorar, similar a la versión rallada o en chips, las virutas tienen una forma particular que brilla con luz propia. Son un poco alargadas y están enrolladas, por lo que podemos ver la espiral que forman. También se destacan porque son muy delgadas. 

¿CÓMO HACER VIRUTAS DE CHOCOLATE? 

Si lo queremos derretir ya conocemos dos métodos. Para rallarlo es necesario, claramente, un rallador. Sin embargo, hacer virutas de chocolate es un proceso un poco más largo que vamos a compartir. 

Virutas de chocolate para usar en las recetas. 

1. Derretimos el chocolate. 

2. Lo llevamos a un recipiente grande, limpio y liso. Una refractaria como la que se usa para hacer lasañas en casa es ideal. 

3. Usando una espátula esparcimos el chocolate por toda la superficie. Queremos una capa muy delgada. 

4. Cuando veamos que el chocolate está solidificándose, pero aún es manipulable (el cambio de un tono brillante a uno más opaco es una buena señal), vamos a rasparlo con cuidado. Podemos usar un cuchillo para cortar y marcar qué tan anchas y largas queremos las virutas. A medida que avanzamos, cada una se va enrollando, aunque no hay ningún problema en ayudarnos con los dedos. 

RECETAS CON CHOCOLATE 

En Recetas Nestlé® nos gusta darle un giro a la cocina y experimentar con mezclas de sabores poco comunes. Por eso queremos empezar este repaso a través de algunas preparaciones con chocolate explorando ideas saladas. 

RECETAS CON CHOCOLATE:

 

PREPARACIONES SALADAS CON CHOCOLATE 

Sabemos perfectamente que suena un poco arriesgado, pero el sabor del chocolate tiene todo el potencial para funcionar muy bien y complementar algunos platos que se alejan del elemento dulce que lo caracteriza. 

  • Pollo al chocolate: se trata de una proteína fabulosa para jugar con el chocolate por una razón muy conocida y es que el pollo, por sí solo, no tiene un sabor muy fuerte o notorio, lo cual explica que se usen marinados con frecuencia y se sazone tanto. En este caso estamos hablando de una salsa para bañar unos muslitos.  

  • El mole: si hablamos de recetas con chocolate saladas, tenemos la obligación de hacer una parada en este plato típico de la cocina mexicana. A grandes rasgos, es una salsa que se puede preparar con una inmensa variedad de ingredientes que también determinan su color. Los más comunes son rojo, verde, amarillo y marrón.  

Una de las versiones más populares, originaria de la ciudad de Puebla, por eso el nombre mole poblano, suele llevar chocolate entre sus elementos. Usualmente se usa con el pollo, pero también se añade a otras carnes e incluso a algunas verduras. 

Mole con verduras y pollo, una receta con chocolate típica de México. 
  • La picada catalana: viajamos de México a España, de Puebla a Cataluña, para conocer un plato tradicional de esta región que tiene a Barcelona como su capital. Se trata de una salsa cuyos ingredientes son triturados en un mortero, pero no existe una única receta. Son de esos platos que tienen una preparación distinta en cada casa. Por eso mismo, el chocolate no se usa en todas, aunque sí es un ingrediente común. 

  • Para acompañar ensaladas: primero carnes y ahora verduras. Si solamente con leer esto suena un poco extraño, al probarlo va a ser maravilloso. Lo mejor es usarlo en ensaladas que también tengan frutas, como mango, manzana o frutillas, pues facilitan que el chocolate se acomode al resto del plato. 

PREPARACIONES DULCES CON CHOCOLATE 

Entramos al terreno más famoso de las recetas con chocolate, donde tenemos casi que el mundo entero de la repostería a nuestra disposición para cocinar postres exquisitos. Hay muchísimas opciones y se podría hacer toda una enciclopedia gastronómica sobre el tema. 

Sin embargo, como no tenemos el espacio para hacerlo, vamos a repasar algunos de los más conocidos y deliciosos. 

Dos mousses de chocolate, una receta muy famosa al pensar en postres.
  • Mousse de chocolate: un regalo de Francia que el mundo entero ha sabido disfrutar, con esa textura esponjosa tan característica. Aunque es un postre que se puede preparar de diferentes sabores, definitivamente el de chocolate es el más conocido, el que ha pasado todas las fronteras. Aprendé a preparar una mousse de chocolate con avellanas, usando Leche condensada Nestlé. 

  • Donas: acá vamos a sacarle provecho al chocolate derretido para cubrir unas maravillosas donas a las que podemos añadir un poco de coco rallado o trozos de maní. 

  • Galletitas: la preparación ideal para aprovechar los chips de chocolate en una receta al horno que, además, deja un aroma delicioso en la cocina. Es todo un clásico y funciona de maravilla para empezar a conocer el mundo de la repostería. 

Masa de galletas con chips de chocolate. 
  • Fondue: viajamos hasta Suiza para conocer uno de los platos típicos de este país. La fondue se prepara en una especie de olla profunda que se llama caquelon, donde tenemos nuestro chocolate fundido. La idea es sumergir frutas, quesos, pan o cualquier otro ingrediente. Según la tradición, si a una persona se le cae uno de estos elementos, tiene de ponerse de pie y cantar algunos versos de una canción. Conocé cómo hacer una fondue de chocolate. 

  • Brownies: este es uno de los casos en los que podemos usar casi que cualquier presentación del chocolate. Derretido como cobertura, chips dentro de la masa, virutas para decorar o en polvo para llenarlo de sabor. 

Frutilla con chocolate, una combinación deliciosa.

ALIMENTOS CON LOS QUE EL CHOCOLATE SABE MUY BIEN 

Para terminar este recorrido a través de recetas con chocolate saladas y dulces vamos a enfocarnos en algunos alimentos con los que combina muy bien. 

  • Maní: esta es una mezcla que podemos encontrar en muchas barras de chocolate, después de todo se trata de un sabor delicioso que, además, puede tener un buen juego de texturas. 

  • Frutillas: el snack más romántico de todos, un símbolo de la pasión. Untadas o bañadas en chocolate, las frutillas siempre son un buen regalo para mantener viva la llama del amor. 

  • Banana: otra fruta que siempre va bien con el chocolate. Podemos tener únicamente a la banana, pero también hacer una banana split con nuestro helado preferido. 

 

Fuentes: 

https://www.sabervivirtv.com/nutricion/cocina-siete-recetas-saladas-chocolate-sorprender_6146 

https://blog.scoolinary.com/el-chocolate-en-pasteleria-conviertete-en-un-experto-del-chocolate/ 

https://www.hotelchocolat.com/uk/blog/food%2Bdrink/everything-you-need-to-know-about-cooking-with-chocolate.html 

https://www.tasteofhome.com/collection/savory-chocolate-recipes/ 

https://www.directoalpaladar.com/postres/como-hacer-virutas-de-chocolate