Pan Multicereal

Pan integral

Dificultad Desafiante
COCINADA POR 1 persona
Porciones 12
Total 1 min

Ingredientes

  • 20 Gramos Levadura Fresca
  • 1/2 Taza Agua Nestlé Pureza Vital
  • 1 Cucharadita Azúcar
  • 200 Gramos Harina
  • 100 Gramos Harina Integral De Avena
  • 5 Cucharadas Leche En Polvo Svelty 0%
  • 3 Cucharadas Mix Semillas (Sésamo, Chía, Girasol, Lino)
  • 50 Centimetros cúbicos Aceite De Maíz U Oliva

¡A cocinar!

1

2

3

4

5

6

7

8

9

10

Preguntas frecuentes

¿Qué hacer para que el pan quede esponjoso?

Lo que podés hacer para que el pan quede más esponjoso es:  

  • Agregar levadura fresca: es más potente y ayuda a esponjar mejor el pan que aquella que está seca.  

  • Usar suficiente agua: el pan quedará más húmedo y esponjoso agregando la cantidad de líquido suficiente, de lo contrario quedará seco.  

  • No exceder el tiempo de amasado: si lo sobrepasas tendrás un pan muy denso. Esto se debe a que la masa requiere más quietud para que pueda fermentar adecuadamente. 

  • Un buen horneado: colocá el electrodoméstico en la temperatura indicada por la receta y no lo abras antes de tiempo o muchas veces, pues el calor se escapa y el pan no esponja.

¿Qué ingredientes se pueden agregar al relleno del pan?

Hay una gran variedad de ingredientes que podés agregar para variar la textura del pan: 

  • Frutos secos: elige una o varios tipos que prefieras entre avellanas, nueces, almendras y castañas. Procura cortarlos en láminas o trozos pequeños.  

  • Frutas desecadas o deshidratadas: aquí encuentras ciruelas y uvas pasas, dátiles y damascos. Agrégalos enteros. 

  • Fruta confitada: existen muchas variedades que le darán un sabor dulce y un colorido relleno al pan. 

  • Chips de chocolate: agrégalos hacia el final del amasado. Aporta un sabor dulce.

¿Qué hago si el pan queda duro o seco?

Seguí estas recomendaciones para recuperar el pan que preparaste en casa si quedó seco y duro: 

  • Cubrí el pan con una toalla húmeda: esta debe estar limpia y tibia. Colócala sobre el alimento en cuanto este se haya enfriado, así se podrá mantener la humedad y evitar que se siga secando.  

  • Calentá el pan antes de servirlo: sólo ligeramente ya sea en el microondas o en una tostadora para hacerlo más suave y húmedo.  

  • Guárdalo en la heladera: en una bolsa o recipiente bien sellado. Cuando lo vayas a consumir, descongélalo a temperatura ambiente y luego ponlo a calentar solo unos instantes para mejorar su textura y nivel de humedad.

¿Qué quieres hacer con esta receta?