Sorry, you need to enable JavaScript to visit this website.

Importancia de llevar tu comida al trabajo

Empezá el año con el pie derecho, alimentate bien llevando tu comida al trabajo todos los días.

Después de unas merecidas vacaciones la vuelta al trabajo es un hecho, siendo la comida una parte fundamental durante en el día, donde en ocasiones por falta de tiempo y las ocupaciones del trabajo terminamos comiendo cualquier cosa de rapidez para poder continuar con las labores. Pero si tus objetivos o propósitos para el nuevo año es comer más balanceado y ahorrar algo de dinero, un paso importante para lograrlo es preparar tus alimentos en casa y llevarlos al trabajo. Quizás te cueste un poco al inicio, pues antes de empezar tendrás que hacerte varias preguntas como: ¿qué llevo de comida mañana?, ¿en qué lo llevo?, ¿y si llego cansando de trabajar, ¿qué puedo preparar rápido? Estas y más dudas van a surgir en el proceso, pero mientras te adaptas a esta nueva rutina, tu cuerpo y tu bolsillo lo agradecerán a futuro.

En Recetas Nestlé® queremos que empieces el año cumpliendo con tus propósitos de llevar una vida más balanceada, por eso acá te contamos los beneficios de llevar comidas al trabajo y algunos tips para que no desfallezcas en el intento.

ALIMENTACIÓN EN EL TRABAJO

Los descansos son más que necesarios en el trabajo y especialmente la hora del almuerzo ya que, a parte de su gran función de dividir la jornada laboral, nos da el tiempo necesario para alimentarnos, tener un tiempo de descanso de la pantalla y de otros oficios, hace parte de la rutina del día siendo el momento propicio para socializar y pensar en otra cosa que no sea trabajo.

 

Importancia del almuerzo de oficina

 

Para que siga siendo positiva la hora del almuerzo, llevar la comida al trabajo hace que tengamos una alimentación balanceada, donde algunos estudios aseguran que no solo favorece al correcto funcionamiento de nuestro organismo, sino que también favorece el desempeño ya que ayuda a aumentar la vitalidad, la productividad, la atención, a despejar la mente y volver al trabajo con mayor energía. Razón por la cual ha venido creciendo el interés por crear dentro de las empresas, más entornos que faciliten las pausas con espacios adecuados y electrodomésticos que facilitan el consumo de alimentos como, por ejemplo, tener heladeras para guardar alimentos fríos, hornos microondas para calentar la comida en cualquier momento del día y mesas y sillas cómodas para poderlos consumir.

Probá esta deliciosa receta de sándwich de pollo para llevar al trabajo

LLEVA UNA COMIDA BALANCEADA

La comida que lleves al trabajo debe ser equilibrada, nutritiva, ligera sin que te llene mucho, pero que sea sustanciosa aportándote la energía necesaria para continuar trabajando. No se recomienda comer mucho en la hora del almuerzo ya que puede afectar tu productividad al retomar los labores, si quedás muy lleno, tu consumo de energía se concentrará en la digestión, razón por la cual tenés que evitar comidas con exceso de grasas o proteínas ya que, en las próximas dos horas, tiempo que dura la digestión, te sentís cansando, con sueño y te será imposible concentrarte en el trabajo.

Tampoco tenés que irte al extremo de saltarte las comidas por la ocupación del trabajo, recordá que el cerebro trabaja a partir de la glucosa y si no le damos al cuerpo el aporte de glucosa necesario, las neuronas no tienen la suficiente energía y no pueden mantener su estructura ni funcionalidad, ocasionando cansancio, somnolencia, lentitud, poca agilidad mental, falta de concentración, entre otros.

 

 

Qué debe llevar un almuerzo de oficina

 

La comida que lleves al trabajo debe ser equilibrada y nutritiva, pero por lo general un menú balanceado debe estar compuesto principalmente por frutas o verduras que deben ocupar la mitad del plato, seguido por proteína animal o vegetal según las preferencias alimenticias que se tenga, estas deben ser una cuarta parte del plato y por último deben estar los carbohidratos. Recordá que la hidratación también es un factor importante en la alimentación, por lo que es necesario llevar una botella recargable y tomar agua varias veces al día y evitar por completo las bebidas gaseosas o azucaradas. Tené en cuenta el tipo de trabajo que realizás ya que el tipo de comida que lleves puede influir en tu productividad, por ejemplo, los trabajos sedentarios como los de oficina no necesitarán un extra de alimentos ya que para realizar el trabajo no se requiere un gasto excesivo de calorías, mientras que un trabajo que tiene un mayor movimiento si lo requiere.

Inspirate con esta deliciosa opción de menú para llevar al trabajo de pasta a la panceta.

TIPS PARA LLEVAR LA COMIDA PARA LLEVAR AL TRABAJO

En ocasiones por las obligaciones del día y la falta de tiempo, terminamos saliendo a buscar algo rápido de comer, que no siempre son los platos más nutritivos, por eso para que no te sientas culpable de no cumplir con tu propósito de comer mejor en este año, en Recetas Nestlé te compartimos 7 tips para que empecés a llevar tu comida al trabajo y tengas una alimentación balanceada.

1. Empezá por comprar un recipiente para llevar tu comida al trabajo, en el mercado podés encontrar muchos tuppers de diferentes materiales y tamaños. Elegí el tamaño que mejor se adapte a la cantidad de comida que habitualmente llevás, ni muy grande ni muy pequeño, son muy útiles los tupper que tienen compartimentos para que los alimentos no se mezclen. Un aspecto importante por tener en cuenta al momento de elegirlo es que lo puedas llevar al microondas, los más utilizados son los tuppers de vidrio ya que además de ser aptos para microondas son más higiénicos.

 

Consejos para llevar almuerzo a la oficina

 

 

2. En la noche podés dejar listos los alimentos que vas a llevar o podés aprovechar para dejar lavadas y cortadas las frutas y verduras. Si no contás con mucho tiempo podés el fin de semana hacer varias preparaciones y guardarlas en tuppers separados para cada día de la semana y guardalo en la heladera, recordá que la carne cocinada dura entre 2 a 3 días y la pasta y arroz entre 3 a 4 días.

3. Intentá ser equilibrado y en la justa medida, no llenés de comida tu tupper, sé consciente de la cantidad de comida que consumís, si tenés dudas sobre la cantidad de alimento que tenés que agregar, un tip muy sencillo es primero medir la comida en un plato, así podrás calcular la cantidad necesaria.

4. Evitá mezclar alimentos crudos y cocinados en el mismo tupper por tema de contaminación cruzada, también evitá mezclar alimentos que se deben consumir fríos o calientes, por ejemplo, no guardés la ensalada en el mismo tupper con el arroz, si lo calentás, tu ensalada no será agradable de comer y se estropeará.

 

 Tips para almorzar en la oficina

 

5. Si alguna de las preparaciones que llevás al trabajo va acompañado de algún aderezo, no lo agregues hasta el momento en que lo vayas a consumir, por ejemplo, ensaladas con vinagretas o carnes que van con alguna salsa es mejor llevarla en pequeños frascos o recipientes para agregarlas hasta el último momento.

6. Si llevás alimentos fríos de snacks durante el día, asegurate que tu lugar de trabajo cuente con heladeras para conservar la cadena de frío y que no se estropee la comida que llevés.

7. No llevés alimentos que son difíciles de consumir o que generen olores fuertes, recordá que compartís el espacio con más personas y ciertos olores pueden ser desagradables. Llevá alimentos como sándwiches, wraps, arroz, papa, pasta, proteínas cortadas en pequeños trozos, ensaladas, frutas previamente lavadas y cortadas, entre otros.

Alimentate en el trabajo de una forma rica y balanceada con esta deliciosa receta de ensalada sabrosa de arroz.

 

BENEFICIOS DE LLEVAR LA COMIDA AL TRABAJO

Si ya te aburriste de comer todos los días en el mismo restaurante, querés ahorrar algo de dinero y de paso tener una alimentación balanceada estas son una de las múltiples razones para incluir este buen habito en tu día a día. En Recetas Nestlé® te contamos 3 beneficios de llevar tu comida al trabajo. 

  1. Seguro te ha pasado que perdés tu hora de almuerzo buscando qué almorzar, desplazándote hasta el restaurante, haciendo fila o esperando a qué el domicilio llegue a tu oficina, pues si llevás tu almuerzo a la oficina notarás drásticamente como se optimizará tu hora de almuerzo para alimentarte y te sobrarán minutos para descansar y hacer otras actividades.
  2. Llevando tu comida al trabajo estarás ayudando al medio ambiente, reduciendo el desperdicio de envoltorios de plástico, contenedores y bolsas que se usan con la comida a domicilio o comprando alimentos de paquete en la tienda más cercana. Al llevar tu comida reutilizas el mismo recipiente y hay mucho menos elementos para tirar.
  3. Por más pesado que esté tu día de trabajo, el saber que tenés guardado un recipiente con comida te obliga a darte una pequeña pausa para consumirlo e impedir que se estropee. Evitá comer en tu mesa de trabajo, cambiá de escenario y desconectate por unos minutos mientras comes, recordá que es un momento del día para tomarte un descanso, para despejar tu mente y liberar el estrés el día.

 

FUENTES:

http://www.cristinanoguera.com/vida-saludable/como-nos-alimentamos-en-el-trabajo-la-importancia-de-la-alimentacion-para-un-buen-rendimiento-laboral/

https://www.turijobs.com/blog/alimentacion-saludable-en-el-trabajo/

https://www.workmeter.com/blog/dale-importancia-a-la-hora-de-comida/

https://www.businessinsider.com/what-people-take-to-work-for-lunch-around-the-world-2017-9

https://www.turijobs.com/blog/alimentacion-saludable-en-el-trabajo/

https://www.laurafuentes.soy/almuerzos-sanos-saludables-para-la-oficina/

https://www.elmueble.com/orden-limpieza-ahorro/llevate-comida-tupper-trabajo-y-ahorra_42844  

https://www.rebootwithjoe.com/bring-lunch-to-work/

https://www.qualitylogoproducts.com/blog/bring-lunch-work/

Inspiración y nuevos sabores para vos

Disfrutá

Hacé clic acá y registrate

¿Quieres descargar recetarios?