Lorem ipsum

Cómo organizar la cena de Año Nuevo

En Recetas Nestlé® te ayudamos a preparar la mejor cena para despedir el año 

Falta muy poco para que este 2021 termine, pero para cerrarlo por lo alto y comenzar el 2022 con el pie derecho, no hay mejor idea que una maravillosa cena de Año Nuevo con amigos y familiares.  

Una buena comida junto a nuestros seres queridos es la mejor forma de terminar y comenzar un año, en el que te vamos a seguir acompañando para que aprendas los mejores trucos en la cocina y las recetas caseras más deliciosas. 

Acá te vamos a contar cómo organizar la mejor cena de Año Nuevo, para que tengas un menú exquisito, el mejor ambiente y cuides, también, el bolsillo. 

Consejos para organizar la cena de Año Nuevo 

La cantidad de invitados, la comida que se va a servir, las tradiciones que no pueden faltar, las distracciones y juegos para los niños, la música que va a sonar, la ropa que vamos a usar, cómo vamos a decorar la mesa. Un evento de Año Nuevo tiene bastantes cosas para tener en cuenta. 

Si es la primera vez que lo organizas, puede sonar abrumador; si ya lo has hecho antes, seguro tenés algunas ideas de qué se debe tener en cuenta. Más allá de tu experiencia, queremos compartir contigo algunas recomendaciones que te van a ayudar a tener una cena inolvidable. 

   Una cena de Año Nuevo en familia.

Pensá en el menú 

Definí con claridad las entradas, el plato fuerte, el postre, las bebidas y tus tradiciones favoritas (como las 12 uvas), teniendo en cuenta la cantidad de invitados confirmados y sus preferencias a la hora de comer. No te olvides de tus amigos vegetarianos o veganos, para que también tengan opciones. 

Es importante que tengas invitados confirmados, así vas a saber cuánta comida vas a necesitar, así como los platos y cubiertos que se van a usar. Sin embargo, tené dos o tres porciones de más, no es nada raro que a última hora lleguen algunos amigos. 

Así mismo, respetá tu menú. Si empezás a añadir cosas, el presupuesto va a subir y podés comenzar a complicarte. 

Hablando del presupuesto 

Es fundamental definir el dinero que tenés disponible para gastar y organizar con tus invitados cómo va a ser el tema de la plata, si todos van a aportar o si es una invitación de la casa. 

Al hablar del presupuesto no nos referimos únicamente a lo que está destinado para la comida, sino los otros gastos, como pueden ser los platos, los cubiertos, la decoración o, por qué no, una buena banda musical. 

    Una mesa arreglada para una cena de Año Nuevo formal.

¡Planeá con tiempo! 

No vayas a dejar las cosas para el último minuto. Todos sabemos que en esta época del año se gasta más dinero, así que las tiendas aprovechan para inflar los precios. Lo mejor es anticiparse a esto. 

Pensá en los ingredientes y elementos que podés conseguir antes, como algunas bebidas, los enlatados y las comidas que puedas congelar. 

Si preparás tu menú con tiempo, incluso podés comparar los precios de diferentes supermercado y tiendas, para que compres en los lugares donde se ahorra más dinero.  

Sin embargo, tampoco pienses solamente en esto, también tené en cuenta la calidad de los productos y tus propios gustos. Queremos que ahorres, pero no siempre es necesario empezar a sacrificar cosas por el bien del bolsillo. Es diciembre, también date gusto. 

Tené en cuenta a los niños 

Si tenés hijos, sobrinos, nietos o tus amigos van a ir con sus niños, es muy importante tenerlos en cuenta. A veces se cansan y se duermen más temprano, así que una buena idea es organizar un espacio o un cuarto donde puedan descansar. 

Así mismo, a veces están llenos de energía y no paran de moverse, por lo que también vale la pena pensar en un espacio donde puedan distraerse y jugar. 

   Fuegos artificiales en Año Nuevo.

Mejor trabajar en equipo 

Aunque quieras liderar la organización de la cena de Año Nuevo y encargarte de todo, es muchísimo mejor si delegas algunas cosas. Te va a facilitar la vida y, no lo dudes, tus seres queridos siempre están dispuestos a ayudar. 

¡Qué viva la música! 

En una cena de Año Nuevo hay que mover el esqueleto, hay que tener espacio para la pista de baile. Podés armar una lista de reproducción con tus invitados, para que cada uno tenga un momento con sus canciones preferidas. 

Otra opción, aunque hay que tenerla en cuenta en el presupuesto, es contratar un grupo. 

Una siesta antes de la cena 

Es fundamental que lleguemos a media noche para poder recibir el 2022, así que reservar energía y tomar una siesta en la tarde no es una mala idea.  

¡No olvides cuidarte! 

Venimos de dos años en los que la pandemia ha sido la gran protagonista en el mundo, pero el COVID-19 aún no ha desaparecido. Más allá de que ya te hayas vacunado o no, recordá tener las ventanas abiertas para que haya ventilación y que tus invitados se laven las manos al llegar. 

  El pavo es una comida tradicional en varios países para la cena de Año Nuevo.

 

Te proponemos un menú 

Si aún no sabes muy bien qué querés preparar para la cena de Año Nuevo o no se te ocurren muchas cosas, no te preocupes, te vamos a mostrar unas cuantas opciones de entradas, platos fuertes y postres. 

Entradas 

  • Pinitos de puré con hojas verdes: un plato en el que vas a tardar unos 90 minutos y para el que vas a necesitar Puré De Papas Maggi. Con la receta que te compartimos salen 12 porciones, un buen tamaño para la cena de Año Nuevo. 
  • Pan con hierbas: una idea genial para abrir el apetito antes del plato fuerte, además, cuando el pan está bien hecho, es una delicia. Acordate que vas a tener que comprar Puré De Papas Maggi. 

Platos fuertes 

  • Pechugas de pavita jugosa: si tenés una buena experiencia en la cocina, esta es la receta que estabas buscando, ya que es una preparación desafiante. Nada mal terminar el año con un buen reto lleno de sabor para el que vas a necesitar Maggi Jugoso Al Horno Pollo Al Limón. 
  • Pescado al horno: este plato es más fácil de hacer que el anterior y, también, tarda menos tiempo, así que es la mejor opción si buscás algo un poco más sencillo, aunque es de nivel intermedio. Acá vas a usar Puré De Papas Maggi. 

Postres 

  • Frutillas Santa: con los colores del personaje que le trae los regalos a los peques, esta opción es fácil de preparar, perfecta si no tenés mucho tiempo o experiencia. No olvides comprar Leche Condensada Nestlé. 
  • Ojitos de chocolate: con nuestro Cacao En Polvo Nestlé y Cobertura De Chocolate Nestlé podés preparar estas delicias que, si querés, hasta pueden ser parte de unos alfajores. Con nuestra receta salen 20 porciones, para que todos tus invitados tengan su ojito y hasta puedan repetir. 

Bebidas 

  • Licuado de frutillas: usá Leche Condensada Nestlé para este licuado refrescante y delicioso, perfecto para las noches de verano. 
  • Frappé de frambuesa: una segunda opción muy fácil de hacer. En apenas 15 minutos podés preparar este maravilloso frappé. 

 

Agüeros, cábalas y tradiciones 

Las fiestas y celebraciones de Nochevieja también tienen algunas creencias, muchas relacionadas con alimentos, para tener buena suerte en el año al que vamos a entrar. 

  Una familia festejando Año Nuevo.

También vale la pena tener estas tradiciones en cuenta, más allá de que creas en ellas o no, son divertidas y siempre ayudan a asegurar algunas risas. 

  • El trigo en la mesa: una de las tradiciones en algunos países de América Latina es incluir en la decoración de la mesa algunas espigas de trigo. Lo ideal es tener 12, que representan la abundancia, buena suerte y comida durante los meses del año. 
  • Las 12 uvas a las 12 de la noche: el origen de esta práctica es de España, específicamente de Madrid, donde se come una uva por cada campanada en la Puerta de Sol. Cada una de las uvas representa un deseo, así como un mes del año. 
  • Los saleros llenos: otra práctica para atraer el dinero es, antes de que llegue la medianoche, llenar los saleros. Así que, si durante la cena de Año Nuevo se acabó la sal, una buena idea es tener una bolsa extra para volver a llenarlos. 
  • Un anillo en la champaña: para los que buscan el amor existe la tradición de poner un anillo en la copa de champaña con la que se brinda. También hay una versión para las parejas casadas: cada uno deja su anillo en la copa con la bebida y, después de tomársela, lo intercambian. 
  • Comer pescado: en algunos países europeos, como Alemania o Dinamarca, se come pescado, usualmente un arenque, para la buena suerte en el año que viene. 
  • Las lentejas: acá no importa el color o el tipo de lentejas, lo importante es llenarse los bolsillos con este alimento (crudo, por favor) para que el próximo año tengamos dinero. Otra costumbre con las lentejas es comer una cucharada de estas apenas pase la medianoche (acá es mejor cocinarlas). 

   Las lentejas hacen parte de las tradiciones de la cena de Año Nuevo.

  • Los ciclos de las donuts: por su forma redonda, las donuts en Holanda significan el cierre de un ciclo y el comienzo de otro totalmente nuevo, así como una forma de tener un año más dulce. 
  • Aplastar granadas: esta es una práctica común en Turquía. Cuando el reloj marca la medianoche, aplastan esta fruta. La buena suerte en el año al que se entra se mide en la cantidad de trozos en los que se rompe la granada. 
  • El pan de maíz y el oro: en Estados Unidos, en especial en el sur, suelen comer pan de maíz en la cena de Año Nuevo. Debido al color amarillo, fácilmente relacionado con el oro, se dice que trae abundancia en el año al que entramos. 
  • Pan griego de Año Nuevo: llamado vasilopita, se trata de un pan que se comparte el 31 de diciembre. La parte curiosa es que en esta época se suele preparar con una moneda en su interior. Quien la encuentre, va a tener buena fortuna. 
  • El cerdo de la suerte: en Austria es todo un clásico comer cerdo en la cena de Año Nuevo, así como decorar la mesa con pequeños cerdos hechos de mazapán. Son un símbolo para la buena suerte, la fuerza y la fertilidad. 
  • Los noodles: en países asiáticos como Japón y China, donde el Año Nuevo se celebra en otra fecha, se suelen servir noodles como un símbolo de longevidad. Sin embargo, si al momento de comerlos los partes o los cortas, vas a tener mala suerte.